09/07/2014

Historia Universal en palabras mínimas

De cando en cando adoito mergullarme en Juegos de ingenio. É como rebuscar nun vello baúl ateigado de sorpresas e tesouros. Desta vez dei coa «Historia Universal en palabras de cuatro letras o menos», unha curiosa iniciativa que respondía ao reto de contar algún episodio da Historia en parágrafos formados unicamente por palabras de catro letras ou menos. Polo visto, a idea xurdiu dun texto, en inglés, que explica, coa mesma restrición, a Teoría da Relatividade de Einstein.

Deseguido dúas destas auténticas proezas de palabras mínimas, en castelán.

Unha curiosa versión da orixe do mundo, de Iván Skvarca:

Era la nada, y era Dios. Dios dijo: «Que sea la luz». Y la luz fue. Dios la vio y dijo «Esto está muy bien», y fue por más. Creó de tal modo al pez y al mar, al sol y al ave. Dijo Dios el día seis: «Haré un ser como yo». Tomó lodo y con él creó a Adán. Pero como lo vio solo, de su lado hizo a Eva.«Alto ahí», dirá uno. «Yo no creo en Dios, soy ateo». Pues para él digo otra cosa. En la hora cero, fue el Big Bang...
E o relato da creación da bomba atómica, Marcos Donnantuoni.

Por esa era, EEUU hizo un arma muy mala, en la que la masa se hace luz, y con eso mató como a cien mil de una vez, allá en el este. Su capo dijo que eso era para que una gran lid cese, pero no era así. Ni él se lo cree. Eso fue muy malo. Hoy ese arma casi todo país la hace. Un día de esos, un loco hace algo mal con un dedo y ¡pum! todo de cero. Bah, tal vez eso no sea malo, a ver si el alga hace todo bien esta vez…

Ningún comentario:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...